Fiesta de la Inmaculada Concepción

 

"Guaymallén con la Purísima, canta y camina"

Las comunidades del decanato de Guaymallén celebraron a su patrona, María Purísima, con el lema "Guaymallén con La Purísima, canta y camina", en una gran fiesta Eucarística presidida por el obispo auxiliar de Mendoza, Mons. Sergio Buenanueva, en el predio de la Virgen.

El numeroso encuentro, que convocó a participar especialmente a la familia, reafirma la vocación mariana profundamente arraigada en la comunidad mendocina, que unida a esta fiesta central celebró a María Inmaculada en todas las parroquias de la arquidiócesis.

En su homilía Mons. Buenanueva, resaltó la fuerza del sí de María, porque ella nos devuelve la confianza en el Creador, origen y destino de todos los caminos del hombre, porque hemos salido de sus manos, y no somos fruto del azar o de la irracionalidad. Hemos sido creados por el Dios que es Amor, Verdad y plenitud de Ser.

"Ella misma es criatura de Dios, expresa, lo vive con simplicidad y verdad. Es así libre, limpia y llena de vitalidad. Vivir conscientemente la relación con Dios, lejos de sumirla en la tristeza o de anularla como persona o como mujer, ha liberado en ella las fuerzas insospechadas de la creación. Ella, mucho más que Eva, por su “Hágase” a Dios es la madre de todos los vivientes. Su “Amén” contiene y sostiene el “sí” a Dios que cada uno de nosotros ha dado, da y dará, incluso volviendo arrepentidos del pecado."


Abrir Texto Completo