SS Benedicto XVI en Estados Unidos

 

15 al 17 de abril

El Papa Benedicto XVI, en la Misa celebrada en el Estadio Nacional de Washington, invitó a no perder la esperanza ante los problemas, y a mantenerse unidos ante los desafíos del mundo actual.

"Y, sobre todo, dijo, oren para que el Espíritu Santo derrame sus dones sobre la Iglesia, los dones que llevan a la conversión, al perdón y al crecimiento en la santidad”.

Así también, en la celebración de las Vísperas con los obispos de Estados Unidos en el santuario nacional de la Inmaculada Concepción de Washington, les recordó que "la gente necesita que se le recuerde cuál es el fin último de su vida. Sin Dios, nuestras vidas están realmente vacías. La meta de toda nuestra actividad pastoral y catequética, el objeto de nuestra predicación, el centro mismo de nuestro ministerio sacramental ha de ser ayudar a las personas a establecer y alimentar semejante relación vital con "Jesucristo nuestra esperanza".

Díalogo con los obispos

Santuario Nacional de la Inmaculada Concepción de Washington, D.C