Manos que Transforman la Realidad

 

Proyecto Solidario Universitario

Nota: Pastoral Universitaria


“El amar se expresa en el dar, y lo supremo que podemos dar está en la entrega de la propia vida”

Cuando elegimos una carrera universitaria lo hacemos en función de su utilidad, con el fin de obtener un trabajo y contribuir a la construcción de la sociedad. Sin embargo, muchas veces es difícil imaginar concretamente esta situación desde la Universidad.

Por este motivo, la Pastoral Universitaria de Mendoza (PUM) desea ofrecer a los estudiantes un espacio donde puedan aplicar sus estudios al servicio de una comunidad concreta.

Así fue como alrededor de 220 universitarios se dieron cita en el departamento de Lavalle, del 26 al 30 de diciembre, para ofrecer sus conocimientos y poner sus ¡Manos a la Obra!. El proyecto solidario Manos a la Obra incluyó más de trece proyectos en torno a áreas disciplinarias como Medicina, Odontología, veterinaria, Letras, Música, Artes, Derecho, Psicología, Ingeniería, economía, Psicopedagogía, entre otras.

La experiencia se llevó a cabo por segundo año consecutivo en el centro del departamento – Villa Tulumaya – y en esta oportunidad se incorporó también la zona de Costa de Araujo.

El desafío fue aún mayor pero la respuesta de los estudiantes también se multiplicó. Este año la convocatoria cruzó las fronteras de nuestra provincia: un grupo de 16 estudiantes provenientes de Buenos Aires (Tandil y San Isidro) y uno de Brasil, acompañados por el padre Ignacio Nacho Girard de la diócesis de San isidro. Este intercambio contribuyó además al fortalecimiento de los lazos de amistad y hermandad entre cada uno de los miembros de las Pastorales Universitarias. Fue una oportunidad además para compartir experiencias de trabajo y soñar acciones futuras en conjunto.

“Con servicio y alegría, renace en Cristo un Pueblo Nuevo”, fue el lema elegido para este año con el fin de transformar una realidad concreta desde dentro. Los jóvenes además de prestar un servicio determinado, compartieron momentos de formación y espiritualidad en comisiones formadas de manera interdisciplinaria por estudiantes de diversas carreras. De este modo, se fortalecieron los lazos de común-unión entre las diversas disciplinas.

Esta combinación de talentos se vio también en las calles y en cada uno de los proyectos que buscaron compartir y abordar los trabajos de forma interdisciplinaria. De manera especial en este intento de interrelacionar más de una disciplina, podemos mencionar el proyecto que tenía como objetivo el mejoramiento y la reorganización de material bibliográfico de la Biblioteca popular de Villa Tulumaya.

Manos a la Obra surgió a mediados del 2006 con el objetivo de construir una sociedad distinta desde un servicio concreto, específico y limitado en el tiempo. Paso a paso se ha ido consolidando como una oportunidad para los universitarios y una manera de servicio desde el Evangelio. Para este año se espera que más estudiantes puedan ofrecer sus conocimientos e incluso su propia vida, al servicio de los demás.

Las obras y sus protagonistas...

Abrir Archivo