AICA: MENDOZA VIVIÓ LA FIESTA DIOCESANA

 

Lunes 7 Oct 2013
Mendoza (AICA):
Miles de fieles católicos se reunieron el domingo 6 de octubre en el teatro Frank Romero Day para compartir la fiesta diocesana con el arzobispo de Mendoza, monseñor Carlos María Franzini, quien por primera vez encabezó los festejos con los que se rinde devoción a la Virgen del Rosario. El prelado recordó que la fe “siempre es vivida en comunidad”, hizo referencia a los jóvenes presentes y llamó a la tarea misionera.
____________________________

Miles de fieles católicos se reunieron el domingo 6 de octubre en el teatro Frank Romero Day para compartir la fiesta diocesana con el arzobispo de Mendoza, monseñor Carlos María Franzini, quien por primera vez encabezó los festejos con los que se rinde devoción a la Virgen del Rosario, patrona de la arquidiócesis.

Antes de la celebración eucarística, los más de 6.000 fieles reunidos acompañaron la animación de los grupos de bailes y la Banda de Música de la Policía, al igual que el ingreso de la sagrada imagen de Nuestra Señora del Rosario. Luego se leyó una salutación del arzobispo emérito, monseñor José María Arancibia. “No los he olvidado. Guardo en el corazón las alegrías y dificultades que me confiaron”, escribió el prelado.

Monseñor Franzini presidió la misa, secundado por el obispo de San Rafael, monseñor Eduardo Taussig, y el obispo emérito de San Luis, monseñor Jorge Lona. Concelebraron junto a los prelados decenas de sacerdotes provenientes de las distintas comunidades diocesanas.

En la homilía, monseñor Franzini hizo referencia al lema convocante de este año, que fue “Feliz de ti por haber creído”, aclamación que santa Isabel dirige a María al recibir su visita. El arzobispo sostuvo que la escena evangélica “recuerda que la fe siempre es vivida en comunidad”. Y añadió que “nadie cree en solitario”.

“Porque tenemos fe que nos hace familia-comunidad, esta fe se hace visible y necesita expresarse públicamente. Por eso acudimos a esta fiesta y manifestamos la fe de tantas formas, como lo atestigua la historia y la práctica varias veces centenaria de nuestro pueblo”.

Monseñor Franzini hizo referencia a los jóvenes presentes y los llamó a la tarea misionera: “Como nos pide insistentemente el Papa, el creyente está llamado a salir, ir al encuentro, anunciar, dejar la propia comodidad para compartir con otros el gran tesoro de la propia fe. Salir, salir, salir, les pidió el Papa a los jóvenes en Río de Janeiro y nos pide a todos los creyentes”.+