Mons. Arancibia ordenó 4 nuevos sacerdotes

 

”Vengan conmigo y los haré pescadores de hombres. Mt. 4,19

El arzobispo de Mendoza, Mons. José María Arancibia ordenó cuatro nuevos
sacerdotes para el servicio de la arquidiócesis.

Los nuevos prebíteros son: Leonardo Iván Di Carlo, Germán Daniel Lledó, Rodolfo Federico Lucca, y Rodrigo Ignacio Robert.

"Pastores según su corazón"

Mons. Arancibia impuso el sagrado orden del prebiterado a estos cuatro jóvenes y se mostró agradecido y emocionado. Expresó que no puede decirles "que no encontrarán ovejas abatidas y cansadas. Pero sí asegurarles, con la fe de la Iglesia, que por la imposición de las manos y la gracia del Espíritu, ellos "participan de la misma caridad pastoral de Jesucristo"; un don real, que será en sus vidas un llamado constante y un deber".

Así también el obispo destacó en su homilía que: "Siempre nos anima la promesa de Dios, que no sólo promete pastores, sino pastores "según su corazón". "El corazón de Dios se nos ha revelado plenamente en el Corazón de Cristo buen Pastor. Este Corazón sigue teniendo hoy compasión de las muchedumbres y dándoles el pan de la verdad, del amor y de la vida; desea palpitar en los corazones de los sacerdotes ... La gente necesita salir del anonimato y del miedo; ser conocida y llamada por su nombre; caminar segura por los caminos de la vida; ser encontrada si se pierde; ser amada; recibir la salvación como don supremo del amor de Dios; precisamente esto es lo que hace Jesús, el buen Pastor; Él y sus presbíteros con Él". (cf PDV 82,8).

Texto completo del mensaje en la siguiente nota.